Esta moción fue presentada al Pleno el 22 de octubre, posteriormente la retiramos durante el Pleno, al debatirse y votarse este tema en un punto del orden del día. Durante el debate sobre la reprobación, esta se amplía también a Alfonso Polanco. Votación de la reprobación de Ángeles Armisén y Alfonso Polanco:

Sí: 13: PSOE, Vox, Ganemos Palencia

No: 12: PP, Cs

 Ambos concejales están reprobados por el Pleno de Palencia


 

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

Desde su firma en octubre del año 2010 el Convenio entre el Ayuntamiento de Palencia y la Diputación Provincial para la Ejecución de Actuaciones Urbanísticas, cuya realización se preveía entonces en el plazo de 2 años, ha sido objeto de sucesivas prórrogas bianuales (en 2012, 2014, 2016) acordadas entre ambas instituciones. La última de ellas, solicitada por el Ayuntamiento el 20 de septiembre de 2018 y concedida por la Diputación el 27 de septiembre de 2018, extiende el plazo existente para el cumplimiento del Convenio hasta septiembre de 2020.

En este último periodo, sin embargo, algo ha comenzado a moverse en este delicado asunto del que a nadie se le escapa que de resolverse en los términos pretendidos por la Diputación supondría el colapso financiero del Ayuntamiento.

Destaca, entre estos movimientos la celebración, el 15 de enero de 2019, de una reunión en la alcaldía del grupo de trabajo integrado por representantes de Ayuntamiento y Diputación (con su Alcalde y Presidenta incluidos), así como representante de la FAVPA, asistidos por sus respectivos técnicos, en la que los asistentes pusieron de manifiesto sus posturas, el deseo de alcanzar acuerdos dentro del marco legal vigente, y la conveniencia de acudir a un tercer organismo que analizara la problemática existente, por lo que el Ayuntamiento, en el Pleno de 17 de enero de 2019, acordó recabar del Consejo Consultivo de Castilla y León una consulta facultativa. Petición de dictamen que el Consejo inadmitió por considerar que, dada la naturaleza de la consulta (sobre posible nulidad de un acto administrativo, a la vista de lo expuesto en el informe redactado por el Secretario General del Ayuntamiento el 13 de diciembre de 2018) debería emitir dictamen «preceptivo» (no «facultativo»).

Así las cosas, el Ayuntamiento de Palencia, por acuerdo del pleno de 25 de marzo de 2019, inició expediente de revisión de oficio por causa de nulidad de los actos y acuerdos relacionados con la aprobación y prórrogas del convenio, y del proyecto, adjudicación y recepción de las obras de la C/ Jardines.

Llegados a este punto es claro que la Diputación está obligada a la defensa de sus intereses, como lo es también que el Ayuntamiento está obligado a la defensa de los suyos.

Para ambas partes, si pretenden, como es su obligación, actuar de buena fe y encontrar una solución al servicio efectivo de los ciudadanos, es determinante, para empezar, conocer la posición del Consejo Consultivo sobre la nulidad o vigencia del convenio en cuestión. Y a partir de esta, sobre bases jurídicas sólidas, encontrar una solución entre administraciones.

No hay que olvidar que Palencia forma parte de la Provincia, ni que parte de los miembros de la Corporación Provincial son concejales de este Ayuntamiento, ni que es prioritario actuar al servicio de los ciudadanos palentinos, de todos ellos, por encima de los intereses de cada administración.

Resulta por tanto incomprensible y políticamente e inaceptable que, so pretexto de ejercitar acciones necesarias para la defensa de sus intereses, la Presidenta de la Diputación interponga recurso contencioso-administrativo exigiendo el cumplimiento de un convenio sobre cuya validez está pendiente el Dictamen del Consejo Consultivo de Castilla y León. Convenio sobre cuyo plazo de cumplimiento tiene además la propia Diputación concedida prórroga hasta septiembre de 2020.

Este proceder, en este momento del proceso, infringe claramente los principios de servicio a los ciudadanos, buena fe, confianza legítima y lealtad institucional, de cooperación y colaboración entre las Administraciones Públicas recogidas en la Ley de Régimen Jurídico del Sector Público.

Con su conducta, la presidenta de la Diputación, Doña Ángeles Armisén, está actuando en contra de los intereses de la ciudad de Palencia, de cuya corporación municipal forma parte al haber sido elegida concejala en las elecciones de mayo de 2019, contraviniendo con sus actos el juramento de su cargo como edil de este Ayuntamiento: “cumplir fielmente las obligaciones del cargo de concejal con lealtad al Rey.”

Por todo ello se proponen al pleno los siguientes acuerdos.

 

ACUERDOS

  1. Reprobación por el pleno de la concejala Ángeles Armisén Pedrejón por actuar en contra del interés del Ayuntamiento para el que fue elegida, al disponer la interposición de un recurso contencioso administrativo como presidenta de la Diputación, de forma extemporánea y contraviniendo los principios de corporación y lealtad entre administraciones.
  2. Exigencia de que cumpla fielmente sus obligaciones como concejala del Ayuntamiento de Palencia o dimita de su cargo.
  3. Se solicita al Alcalde del Ayuntamiento de Palencia la convocatoria de una reunión invitando a los grupos políticos municipales y a la Diputación de Palencia respecto al convenio de la Calle jardines, para intentar conciliar los intereses de ambas administraciones y sentar las bases que permitan alcanzar una solución justa a este conflicto.

 

 

Foto: Eva Garrido, Diario Palentino

 

 

 

X